viernes, 6 de agosto de 2010

Luneró


Nadie me avisó que se cambió la hora ni que subió el pasaje. Hacía demasiado calor y el colectivo se descompuso. Llegué muy tarde al laburo, mi jefe me puteó y me despidió. La secretaria, que había sido estaba enamorada de mí, le gritó y le tiró una agenda por la cara. El jefe empujó a la muchacha, y los compañeros se levantaron para defenderla. Justo era día de cobro, y parece que no se iba a pagar, así que con la calentura le dieron una feroz paliza. Entre los que defendían al jefe y los que estaban pichados con la empresa se armó un gran moquete. Derribaron los paneles, tiraron computadoras y sillas, estallaron las peceras. Yo traté de salir corriendo como podía, mientras María me llevaba del brazo. Los guardias de seguridad nos cruzaron apurados, mientras atrás se escuchaba un griterío infernal y que vaciaban un extinguidor de incendios.
Afuera había un embotellamiento terrible, debido a bloquearon parte de la calle para reparar un caño. Cuando salimos, voló un escritorio por la ventana y aplastó el capó de un taxi. Varios objetos más se arrojaron desde la oficina. El taxista apareció y se tomó de la cabeza. Un par de autos bocinaban de manera desesperante. El taxista comenzó a putear, y los automovilistas varados se insultaron entre sí. El taxista tomó una varilla de hierro y reventó el parabrisas del auto que estaba justo detrás del suyo. Se metieron otros automovilistas y hubo un forcejeo, hasta que alguien hizo un disparo al aire. El silencio duró un segundo, porque se abalanzaron sobre el que había disparado. En ese momento la trifulca de la oficina llegó a la calle, en un bollo de golpizas entre empleados y guardias.
Un motociclista de pizzas, que venía rápido en el pasillo entre los autos, fue obligado a desviar y cayó en el cráter abierto en el pavimento para reparar el caño roto. Se soltó un fuerte chorro de agua. Enseguida el bache se inundó. La gente corría asustada en las veredas. Al rato llegaron algunos policías que empezaron a dar cachiporrazos a todo el que alcanzaban a su paso. En un instante fueron reprimidos con puñetazos y patadas. A algunas calles de allí se escuchaban las patrullas, y ambulancias, que no podían avanzar debido al embotellamiento. Poco después habían molido las sirenas a palos. Entonces entró en acción la caballería de la policía, atropellando con sus altos caballos y repartiendo palos. No tardaron en pegar a los caballos y tumbar a los jinetes. Allí vinieron los cascos azules con una muralla de escudos. Los enfurecidos automovilistas corrieron contra ellos, estrellándose con golpes de palos y piedras, mientras el sucio raudal corría entre los tobillos. Unos segundos después se dispararon gases lacrimógenos; hasta un camión hidrante arrojaba chorros inciertos, detrás de una esquina que no podía doblar. Un Escarabajo atropelló al vehículo policial.
Sobrepasada, la policía comenzó a disparar y cayeron varios heridos. Desde las ventanas de los edificios comenzaron también los disparos, así que todo el mundo se tiraba al suelo mojado a cubrirse con lo que sea. Y llovían cascotazos de todas partes. Inmediatamente aparecieron unos tanques del ejército que avanzaron aplastando a los coches. Cuando cayeron las primeras botellas llenas de combustible e incendiaron los vehículos militares, éstos respondieron con descargas que demolieron más de una docena de negocios. Desde alguna azotea se escuchaba el traqueteo de una ametralladora, y sucedieron varias explosiones. Arrojaban cartuchos de dinamita desde los techos. Ya varios edificios se incendiaban y la humareda formaba inmensas nubes. Estábamos en medio de la infernal balacera, cuando surcaron el cielo tres aviones xavantes, que rociaron las azoteas con una lluvia de balas. Grandes bloques de concreto cayeron ruidosamente. Los aviones volvieron y dispararon cohetes explosivos en los edificios más altos. Sin embargo, un avión fue alcanzado por los disparos, perdió el control y se estrelló a varias cuadras, levantando una tremenda columna de fuego y humo. En toda la ciudad se desató el saqueo y la violencia. Eran incontables los muertos y heridos. Se quemaron buses, se asaltaron bancos, hubo un motín en la cárcel, con fugas masivas. El Congreso fue explosionado. Secuestraron a empresarios y políticos en restaurantes y moteles. Se desvalijaron mansiones y embajadas. Estados Unidos envió inmediatamente una misión de paz compuesta por soldados de élite. Un helicóptero estadounidense fue derribado en pocas horas. Los enviados tuvieron varias bajas y se replegaron. Venezuela declaró la guerra a Estados Unidos por invadir territorio latinoamericano. Colombia declaró la guerra a Venezuela. Bolivia y Cuba declararon la guerra a Colombia. Estados Unidos declaró la guerra a Venezuela y sus aliados. Irán, Corea del Norte y China declararon la guerra a Estados Unidos. Israel declaró la guerra a Irán. Irán recibió el apoyo de la comunidad árabe. Israel recibió el apoyo de la Comunidad Europea. Venezuela e Irán declararon la guerra a la Comunidad Europea.
Así fue como comenzó la Tercera Guerra Mundial. Qué va a ser de nosotros, dije, y María me respondió: Nos vamos a casar y tener hijos.

El chico de las ordenanzas
(este cuento era para un concurso,
pero me quede dormido y no lo envie)

miércoles, 4 de agosto de 2010

goleada anulada



"Si un equipo gana el Mundial, te pido matrimonio".
-anuncio anónimo publicado en el periódico francés Libération.


[reflexiones finales sobre el Mundial, que quedaron pendientes debido a la desidia del Gobierno]


maria vuvuzela
hola maria, como estas?
mucho gusto
no nos conocemos
pero lei sobre vos
quiza 4 Mundiales atras
que tal te ha ido la vida?
ya te has enamorado?
ya elegiste una profesion?
o si pudiste escapar del mal
o que libros has leido
cuales recuerdos atesoras?
que va a ser de ti, maria
el bebe de la tapa de nevermind
ya esta grande y deprimido
el primer chico del milenio
ya debe tener algun vicio
aun miramos a las estrellas
unos pocos, siempre distantes
a ver que pasa despues

i-ni-ahi-esta (el iniestazo intrascendente)
al dia siguiente de terminar el mundial
comenzo el frio, y me desperte
la sombra del eclipse cubrio el pacifico
alguien quemo alguna granja polaca
decretaron fatwa contra algo mas
el festejo no alcanzo ni una semana
hoy ya esta olvidada la copa en españa
volvio la otra rutina, con otras fiebres
aquella que no tiene fixtures
volvieron otras mafias, volvio el vaticano
cambio la cancion en la cima del ranking
hasta el presidente visito 6 veces la expo
volvieron las noticias de la rutina
volvio el lunes, larissa se volvio famosa

los supercampeones
"ejopy cheve pepukusho",
grita el arquero benji price
mientras se frota los guantes
"ejopy", "ehevipo'é", "epyvoí"
armand callahan recupera la jabulani
"eiké", "ko'anga", "edipará"
le grita a steve hyuga
"ejú", "embohasá", responde
corre 70 kilometros de campo
dribla a una treintena de rivales
"hake, ojó ndeheguí", "aní ehejá"
a su lado corre veloz oliver
que medita sobre el mundial
tom misaki recibe el balon
en medio de tantas telepatias
"esé", "epoí", "pua'evena"
le apura el entrenador kira
el balon toma un giro imprevisto
oliver se eleva cien metros del suelo
mientras piensa en zakumi
el fondo se desdibuja en rayas
porque corre a 300 kms/h
chuta y la pelota busca la red
el gol tarda 15 minutos en convertirse

hitler se entera
que españa elimino a alemania
michael jackson esta muerto
ricky martin es gay
que el mundo se acaba en 2012
que lost ya se acabo
de la pelicula de dragonball
que hacen videos de el
%
lo que el fuhrer no sabe
lo que nadie le cuenta:
la vida es una tragedia
para los que sienten,
y una comedia
para los que piensan
%
y una maravilla
para aquellos que tienen sexo

sin satisfaccion (waka wakala)
la chipa con coca no es rica
mejor con cocido quemado
mick jagger fue jetatore
pajaro campana ty'e raku
o fue lesotho mala suerte
messi no hizo ningun gol
palermo si y jugo 5 minutos
cristiano ronaldo se miraba en la pantalla
para ver como se veia al chutar
roque se arreglaba el flequillo y hacia el pase
hasta a tacuara le perdonamos todo
nadie supo que decia el mita'i de canal 9
quiza el pulpo lo sabe


***
"Incluso si perdemos,
la vida continúa
y el juego continúa.
No vamos a morir.
Es el tipo de estado de ánimo
que nos va a permitir ir más allá".
-Keisuke Honda, jugador japones.

martes, 3 de agosto de 2010

domingo

video

aburrimiento

(el tiempo muerto en video)
(la vida en tiempos muertos)
(la vida en videos vacios)
(el vacio de la vida en el tiempo)